SALSA ROMESCO

Romesco

La salsa romesco es una salsa típica de la cocina tradicional catalana, originaria de Tarragona. Es una receta antiquísima, que data del siglo XV, cuando Colón trajo de América esos pimientos alargados con los que se elabora esta salsa.

Hay que diferenciar la salsa romesco, del típico plato marinero condimentado con dicha salsa y con determinadas clases de pescados. Tenemos que considerar el romesco bajo una doble personalidad, como salsa fría para acompañar carne, pescado o verduras y como plato típico de la provincia de Tarragona.

INGREDIENTES PRINCIPALES:

Como cada salsa, los ingredientes pueden ser distintos, pero figuran como principales componentes los pimientos de romesco, que son pimientos rojos secos (los originales se llaman ‘cuerno de cabra’, que se asan justo para cristalizarlos ya que de lo contrario amargan, o en su defecto se usan ñoras (una variedad del pimiento secada al sol con un sabor dulce).

Tomates y ajos asados (preferiblemente en horno de leña). Muy importante el pan, que en unas recetas va frito, y en otras se utiliza la miga sin freír; en ambos casos se maja junto al ajo. También hay quien prefiere carquinyolis al pan, que son pastas secas típicas de Cataluña y otros lugares. Almendras y avellanas tostadas, si bien hay recetas que omiten las avellanas.

Y como aliño, vinagre, aceite de oliva, sal y  pimienta. Hay quien también usa guindillas para darle un sabor más picante y perejil.

Como suele pasar con todos los platos populares, hay casi tantas versiones como cocineros, pero las diferencias son menores. En general, se añade más aceite cuando se quiere una salsa más suave y líquida, y más pan frito si se quiere espesarla.

Tiene un sabor ligeramente picante, y como ya hemos dicho acompaña a muchos platos. Se puede utilizar como plato cocinado, como salsa de acompañamiento (para ensaladas o para untar), como salsa de acompañamiento para entremeses de pescado, y sobre todo, es ideal para acompañar los calçots (una variedad de la cebolla, típico de la zona interior de Cataluña).  El calçot y la salsa romesco forman la base de las populares calçotades que se celebran en Cataluña. Se consumen asados y tienen que hacerse sobre la llama viva, están hechos cuando las capas exteriores estén negras y entreabiertas. Se comen pelando las capas exteriores y untando el calçot en la salsa romesco.

Imagen

Como decía Josep Plá, «No creo que existan muchas ciudades en el mundo (Tarragona) que, además de un incomparable pasado, una historia estupenda y una situación de una rara belleza, disponga de una salsa propia, particular y única»

La salsa no tiene ningún misterio especial, pero cada romescaire (o persona que prepara la salsa) tiene su secreto para hacerla. Yo os voy a dar la receta que hacemos en ‘Ayre’ y que podrás probar si vienes a tapear con nosotros.

 

RECETA SALSA ROMESCO ‘AYRE’

A continuación os enseñamos el modo en que nosotros preparamos la salsa romesco. No dudes en hacerla, es sencilla, rápida y tus invitados se chuparán los dedos!!

Necesitarás los siguientes ingredientes:

  • 1 kilo de tomates (el peso en crudo)
  • 4 ñoras ( venden la bolsa en el mercadona)
  • 3 dientes de ajo asados
  • 2 dientes de ajo crudos
  • Almendras 300 gr aproximadamente
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • Una rebanada de pan tostada
  • Sal y vinagre  (al gusto)
  • 200 ml de aceite de oliva

PREPARACIÓN:

Ponemos al horno el kilo de tomates sin pelar y los tres dientes de ajo. A unos 175 º durante 15 0 20 minutos aproximadamente. Asar también las almendras, éstas durante 3 ó 4 minutos, no mas porque se queman.

Limpiar las ñoras debajo del chorro de agua caliente hasta que se ablanden, quitar el rabo y las semillas.

Pulverizar las almendras y las ñoras.

Añadir al baso de la batidora o de la termomix, los tomates pelados ( pelarlos debajo del chorro de agua fría, sale más fácilmente y no te quemarás), los ajos asados y los crudos, las almendras, el pan frito y  las ñoras. Batir todo. Añadir el vinagre, la sal y el pimentón dulce.

Probar y rectificar de sal, vinagre y pimentón dulce. Añadir el aceite poco a poco mientras batimos .

Y listo!! Esta es nuestra Salsa Romesco que tanto está gustando! Esperamos que os animéis a cocinarla pues es tremendamente fácil y es una tapa exquisita para comer sola o para acompañamiento.

Nosotros presentamos la salsa romesco en tosta. Calentamos el pan con la salsa para que no esté muy fría la salsa al servirla, y encima le añadimos un chorro de aceite y unas almendras trituradas.

Cuéntanos tu experiencia y enséñanos tus fotos!!

Volvemos pronto con la siguiente receta, un saludo a todos y gracias por estar ahí!!

Anuncio publicitario

DE TAPEO: «HUMMUS»

Imagen

El hummus, es un plato típico árabe muy popular en todo el Oriente medio. Parece tener como origen el antiguo Egipto, aunque su preparación era muy diferente a la actual. En árabe, hummus significa simplemente ‘garbanzo’.

Es un plato hecho a base de puré de garbanzos con zumo de limón, tahina (pasta de semillas de sésamo) y aceite de oliva, que según la variante local puede llevar además otros ingredientes como ajo y pimentón.

Su preparación es simple, la receta básica es una mezcla de garbanzos cocidos con tahina, ajo y zumo de limón en proporción variable. Se hace con ello un puré de cierta consistencia al que se añade sal y especias como comino, coriandro (también conocido como cilantro, similar al perejil) o alcaravea (similar a la zanahoria con hojas verdes brillante, con aroma parecido al anís).

Se suele servir con pan de pita, que se emplea como elemento para mojar. Algunas versiones más modernas también utilizan unas tortillas chips. También se sirve con pan tostado o vegetales crudos como zanahorias, ramas de apio o pimientos rojos cortados en juliana. También puedes hacerlo en bocadillo junto con tomate natural y un poco de perejil  fresco picado, te sorprenderá. Es un plato muy empleado en las cocinas vegetarianas y veganas.

NUESTRA PREPARACIÓN ‘AYRE’

En el vaso de una batidora echamos 500 gramos de garbanzos ya cocidos y escurridos (puedes cocerlos tu mismo o comprar los botes que ya vienen preparados). Añadimos 3 dientes de ajo (pelados), una cucharada grande de tahina, una cucharada de comino molido, una cucharadita de sal, medio vaso de aceite de oliva, el zumo de un limón y medio (colado para que no caigan pepitas)  y medio vaso de agua muy fría.

Batirlo hasta que quede la consistencia deseada, si se quiere más líquido batirlo unos minutos más.

Es una receta my sencilla y rápida, apenas ensucias en la cocina y el resultado es espectacular. Lo puedes servir templado o frío, en cualquier caso está buenísimo.              En ‘AYRE’ lo presentamos extendido en una rebanada de pan tostada, y por encima le echamos un chorrito de aceite de oliva, pimentón dulce espolvoreado y unas semillas de sémola. Te quedará una tapa sabrosa con mucha consistencia que gustará a todo el que tenga el placer de probarlo.

Prueba a hacerlo en casa y cuéntanos que tal!!

Un saludo a todos.